Bernardo Bertolucci, Marlon Brando y mucha mantequilla

600-1380737187307

 

Y hoy la historia que me ha dejado anodada, como protagonistas el director Bernardo Bertolucci, el actor Marlon Brando y la mantequilla.
Como sabréis una de las películas más controvertidas de la década de los 70 es ‘El último tango en París’, por si no la habéis visto trata sobre un norteamericano y una joven muchacha parisina se encuentran casualmente mientras visitan un piso de alquiler en París. La pasión se apodera de ellos y mantienen relaciones sexuales en el piso vacío. Cuando abandonan el edificio, ambos se ponen de acuerdo para volver a encontrarse allí, en soledad, sin preguntarse ni siquiera sus nombres.
 
Hasta aquí todo correcto, pero siempre sobrevoló sobre esta película una pregunta, ¿la escena de la violación con mantequilla de Brando a la actriz Maria Schneider fue o no real?
La actriz murió en 2011 de cáncer, tras una vida llena de altibajos por su adicción, pero en una entrevista en 2007 ella dijo que se sintió un poco violada en la película.
 
Pues ahora el director italiano en una rueda de prensa soltó la bomba y admite que ‘él y Marlon Brando conspiraron para rodar la escena de violación en El último tango en París sin el consentimiento de Maria’
‘La secuencia de la mantequilla es una idea que tuve con Marlon la mañana antes de rodar, cuando el actor estaba desayunando untando una tostada’, asegura el italiano, ‘pero me porté muy mal con Maria, ya que no le conté lo que iba a pasar. Porque quería su reacción como chica, no como actriz. Quería que reaccionase de verdad a esa humillación. Creo que me odió y también a Marlon, porque no le contamos el detalle de usar mantequilla como lubricante’.
Tras el gran revuelo que ha provocado estas declaraciones hace unas horas ha dado marcha atrás y ha indicado que la actriz si que lo sabía, lo único que desconocía era el detalle de la mantequilla.
Lo que después de todo esto nunca sabremos lo que pasó en realidad en el rodaje pero la escena de la discordia es desgarradora.
¿Vosotros que pensáis?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *